Doreen matters! En la desaparición de Doreen Massey

DM01 (2)
Doreen Massey en su casa de Ariel Road (fotos de Abel Albet)

Hace justo un mes intercambiábamos mensajes. A Doreen no le gustaban los ordenadores, tampoco mucho el correo electrónico, aunque se había tenido que rendir a su eficiencia, y lo utilizaba con asiduidad y rapidez. La única línea de su mensaje en respuesta a una demanda nuestra sonaba, como siempre, llena de afecto y disponibilidad para ayudar.

Doreen Massey nos ha dejado sin que estuviéramos preparados para ello. Su salud y su cuerpo frágil nunca nos parecieron causas suficientes para vencer su fuerza, determinación y buen humor. De modo que cuando el sábado a primera hora nos llegaba la noticia de su fallecimiento el viernes, en “Espacios críticos”enmudecimos, sin poder ni querer creerlo.

Luego, lentamente, hemos podido empezar a recordar los buenos momentos.

En la preparación del volumen 2 de Espacios críticos, Doreen se entregó a fondo. Durante el proceso de elaboración, nos pasamos días enteros en su casa de Ariel Road, y cuando ya las jornadas parecían haberse consumido, nos llevaba a visitar sus espacios preferidos de Kilburn. Ella nunca parecía cansarse. Quizá porque nos reíamos todos el rato.

Cuando el libro estaba prácticamente terminado, Doreen leía páginas enteras de lo que habíamos escrito y nos miraba asintiendo, sorprendida y agradecida a la vez por el tiempo que habíamos dedicado a recorrer su pensamiento. Cuando organizamos las presentaciones del libro en Barcelona, en el CCCB, y en Madrid, en la sede de Traficantes de sueños, Doreen parecía disfrutar de cada segundo. Disfrutó en el viaje a Madrid en el AVE, le apasionaba observar el paisaje desde un tren. Habló con todos y de todo.

DM

En aquel volumen, recordamos cuanto nos había impresionado siempre la obra de Massey desde que, muchos años atrás, descubrimos la fuerza de aquel “Geography matters” que, con el tiempo y al ganar conocimiento de la profundidad de su pensamiento espacial, reconvertimos jocosamente en un “Doreen matters” fundiendo la autora con su obra. Pero por importante que sea su legado intelectual, Doreen nos gustaba por ser como era, por el ejemplo constante que recibíamos de cómo pertenecer a un mundo académico sin someterse a sus reglas injustas e injustificables, y de cómo intervenir en los debates políticos y la vida pública con un compromiso franco y sin beneficio personal.

Durante estos días el buzón de correo-e y el twitter se ha llenado de mensajes de condolencias y recuerdos personales. Este es el mensaje de sus compañeros de la Open University:

Dear All,

As many of you wil lhave heard Doreen Massey passed away on Friday. This is very sad, sudden and shocking news. All of you we’re sure will join with us in conveying ourthoughts and sympathy to Doreen’sfamily.

Doren was a true intellectual force in Geography and the wider academic community not just in Britain but across the globe, as you are all too aware. Her loss will be felt by us in the Geography Department at The Open University, for we had the privilege of knowing her personally, and by our University, to which she was truly and wholly committed. Doreen’s passing will also be a profound loss to all those who were inspired by her work, which was always stimulating, not least because it was sharpened by her keen sense of political purpose and commitment.

 

Michael Pryke
Head of theDepartment of Geography
and
Parvati Raghuram
Director of OpenSpace

Geography,
Faculty of Social Sciences,
The Open University
Walton Hall,
Milton Keynes
MK7 6AA